Boeing 737 de Ethiopian Airlines se estrella en Etiopía

100

Por Robyn Kriel, Tara John

Un Boeing 737 de Ethiopian Airlines que se dirigía a la capital de Kenya, Nairobi, se estrelló cerca de Addis Abeba, dijo la aerolínea el domingo por la mañana.

El avión, un Boeing 737-800MAX con número de vuelo ET 302, perdió contacto a las 08:44 a.m. hora local poco después de despegar, a las 08:38 a.m. hora local, del Aeropuerto Internacional Bole en la capital etíope, informó la aerolínea en un comunicado.

No hubo sobrevivientes, dijo la aerolínea en un comunicado.

El avión descendió alrededor de Bishoftu, al sureste de Addis Abeba. La aerolínea estima que había 149 pasajeros y ocho miembros de la tripulación a bordo.

LEE: El accidente aéreo de Ethiopian Airlines es el segundo de un Boeing 737 MAX 8 en meses

“En este momento, las operaciones de búsqueda y rescate están en curso y no tenemos información confirmada sobre los sobrevivientes o posibles causas”.

“El personal de Ethiopian Airlines será enviado a la escena del accidente y hará todo lo posible para ayudar a los servicios de emergencia”, agregó la aerolínea.

La aerolínea dijo que un centro de información para pasajeros y una línea telefónica de emergencia “estarán disponibles en breve para los familiares o amigos de quienes hayan estado en el vuelo”.

El gobierno etíope expresó sus condolencias a las familias de quienes perdieron a sus seres queridos en el Boeing 737 de Ethiopian Airlines en un vuelo regular a Nairobi, Kenya, esta mañana”, dijo la oficina del primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed, en Twitter.

Ethiopia Airlines se ha ganado la reputación de ser una de las mejores aerolíneas de África. Tiene un buen historial de seguridad y la flota de aviones más nueva del continente africano, según su sitio web.

El Boeing 737-800MAX es el mismo tipo de avión que el avión indonesio Lion Air que se estrelló poco después de despegar de Yakarta en 2018, matando a 189 personas.

El último accidente grave que afectó a un avión de pasajeros de Ethiopian Airlines fue en enero de 2010, cuando se produjo un vuelo desde Beirut, en el que murieron 83 pasajeros y siete tripulantes.